7 tips para manejar en carretera en estas vacaciones de invierno

Se acercan las vacaciones de invierno, las cuales este año serán del 19 al 30 de diciembre. Debido al levantamiento de algunas restricciones tras la pandemia, México espera superar la cifra de más de 8 millones de personas que se movilizaron para vacacionar fuera de sus ciudades de origen.

 

Prepárate

 

A partir de hoy aumentará el flujo de automovilistas en autopistas. Si planeas salir, considera estas recomendaciones expertas para viajar más seguro de principio a fin.

 

Haz el checklist preventivo

 

Antes de salir a la aventura toma un momento para revisar 3 aspectos básicos de tu auto:

  1. Tener verificación al día (no tener el holograma vigente es causa de multa).
  2. Revisión de luces, frenos, llantas, niveles de líquidos.
  3. Contar con seguro vigente y el contacto de un mecánico de confianza.

 

Planea tu salida

 

A nadie le gusta manejar con tráfico. Ubica los días y horarios de menos afluencia. Recuerda que diciembre es un mes de más aforo vehicular. De acuerdo con Caminos y Puentes Federales (Capufe) hay dos horarios que son los mejores para evitar las filas en las casetas de cobro: temprano a las 6:30 a.m., y por la tarde, a las 14:30 horas.

 

Otra recomendación es evitar salir los días cuando se acostumbra el pago de salario, pues más gente aprovecha para tomar carretera. Además, considera el clima y la luz del día, ya que estos factores pueden afectar tu ritmo de manejo, el cansancio, la visibilidad en la vía o incluso la tracción de los neumáticos.

 

Respeta los límites de velocidad

 

Presta atención a los márgenes de velocidad. Es común perder la noción de los límites máximos en la autopista. De acuerdo con la recién aprobada Ley General de Movilidad y Seguridad Vial, la velocidad permitida varía según el tipo de vialidad:

 

  • 30 km/hr en calles secundarias y terciarias
  • 50 km/hr en avenidas primarias sin acceso controlado
  • 80 km/hr en carriles centrales de avenidas de acceso controlado
  • 80 km/hr en carreteras estatales fuera de zonas urbanas; 50 km/h dentro de zonas urbanas
  • 110 km/h para automóviles en carreteras y autopistas federales

 

Manejar a alta velocidad, además de ocasionar infracciones de tránsito, provoca que se pierda fácilmente el control del coche y pone en riesgo tu vida o la de otros. Si eres primerizo en carretera, lo recomendable es ir por los carriles de extrema derecha todo el camino.

 

Mantén tu distancia con respecto al auto de enfrente

 

De acuerdo con el Centro de Experimentación y Seguridad Vial (CESVI), el 6% de los accidentes son causados por no respetar la separación de seguridad entre los vehículos. Por eso, es vital conservar una velocidad y distancia adecuadas.

 

Si vas a 100km/hr lo ideal sería ir a 50 metros mínimo de distancia respecto al auto de enfrente. Si manejas a 50 km/hr, mantén una separación de 25 metros. Toma en cuenta que estas distancias deben ser de casi el doble cuando conduces con mal clima.

 

Concede el cambio de luces, usa tus espejos, direccionales e intermitentes

 

 

Seguramente has visto en carretera señalizaciones que nos invitan a conceder el cambio de luces, pero, ¿sabes por qué? Sucede que al manejar de noche debemos conducir con las luces altas para iluminar el camino, haciendo el cambio a luces bajas cuando un vehículo se aproxime de frente.

 

Comprueba de manera rutinaria el espejo retrovisor y los laterales. Además, usa las direccionales para anunciar el cambio de carril y pon especial atención al punto ciego del vehículo. Si notas una obstrucción en el camino que requiere frenar repentinamente, prende las luces intermitentes antes de empezar a reducir el ritmo y parar.

 

Rebase seguro

 

Siempre comprueba si hay vehículos cerca y detrás de ti antes de salir de tu carril. Asegúrate de tener la marcha apropiada, pues yendo más rápido tomarás más tiempo en proveer la aceleración que necesitas.

 

Aprende las señalizaciones básicas

 

Al manejar en carretera es fundamental diferenciar y reconocer el significado de las señales de seguridad vial, pues están para reducir los riesgos o darnos información útil para llegar al destino. Se dividen en 3 tipos:

 

  • Señales Preventivas. Indican que más adelante encontraremos una situación de alerta o posible accidente. Suelen marcar la entrada a zonas con riesgo como deslaves, derrapes, neblina o incluso áreas en reparación. La mayoría de estas señalizaciones son de color amarillo o naranja.
  • Señales Restrictivas. Marcan límites y prohibiciones y son las más comunes. Por ejemplo, indican límites de velocidad, rebases, alto total, etc. Se reconocen por su característico color blanco con líneas o círculos rojos.
  • Señales Informativas. Ayudan a ubicar el destino y los datos de la carretera y en general son los letreros azules que nos informan sobre estaciones de servicio, restaurantes, zonas turísticas, paraderos, etc.

 

¡Feliz viaje!

 

Recordar estos puntos durante tu viaje en carretera harán de tu trayecto una experiencia más segura para ti y para quienes te rodean. Recuerda siempre checar que tu vehículo esté en óptimas condiciones mecánicas antes de iniciar un viaje. Y si se trata de un auto seminuevo, revisa las políticas de garantía en caso de un desperfecto.

 

 

Post a comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *